19 de noviembre. Diario de un corredor

19 de noviembreMucho tiempo ha pasado diario, así que ya no se si empezar con el querido diario, ya que te tengo abandonado. Me parece un poco cínico llamarte querido después de tanto tiempo. Así que simplemente puedo empezar con un hola diario, hoy es 19 de noviembre.

Y te preguntarás que tras tanto tiempo, cómo es que vuelvo a escribir en mi diario. Pues me necesitaba desahogarme, dejar de ser un corredor mediocre, por lo menos de manera anónima. Ahora necesitaba salir de los pista de entrenamiento, donde he estado escondido tanto tiempo, y reconocer ante todo el mundo que no soy tan buen corredor como yo pensaba.

Hasta este momento yo salía a correr como uno más, por la tarde, mañana, madrugada, cuando podía. Hacía mis kilómetros, mis tiradas más o menos largas, a veces series, otras veces simplemente rodar, otras veces ver el paisaje. En fin disfrutaba. Y el fin de semana una tirada larga, lo normal creía yo

19 de noviembre

Pero mi problema empezó cuando comencé a seguir a otros corredores en las redes sociales. De repente empecé a darme cuenta de mis limitaciones, que son muchas por lo que veo. Para empezar los selfies. Consiste en hacerse una foto mientras corres. Así dicho parece fácil, pero  luego empiezas a correr y lo fácil se convierte en imposible. no encuadras bien y solo sale en la foto un trozo de pelo. Tienes que ir con cuidado de no caerte, cara de sufrimiento mientras corres, tienes los dedos empapados de sudor, y el móvil no responde. Al final si quieres un buen selfie, tienes que parar, secarte las manos, posar, y hacerte la foto. Y luego reanudar la marcha de nuevo.

Pero no solo me encontré con selfies en las fotos, también estaban las fotos de los corredores mientras corren. Estas me parecen geniales, aparece un corredor por sitios maravillosos en un enclave soñado por todos, con una sonrisa que no le cabe en la cara, con una técnica de carrera preciosa. ¿Que más se puede pedir?. Pues a por ello que fui, mi siguiente reto. Cazarme mientras corro.

19 de noviembreBien, este segundo reto, me hizo sumirme aun más en la desesperación, soy un desastre como fotocorredor. Sí, lo reconozco. He apoyado o al menos he intentado apoyar el móvil en diferentes superficies, piedras, ramas, arena,… y me voy corriendo (nunca mejor dicho) a posar, y mientras llego a colocarme salta el temporizador, resultado foto a la nada. Vuelvo a probar, ahora me coloco más rápido, y pongo más segundos de temporizador. Resultado, la cámara se ha movido y solo sale el suelo, o el cielo, o cualquier cosa menos yo. Ahora la sujeto mejor, ya solo me falta salir a correr con un trípode, me vuelvo a colocar, y resultado, he encuadrado mal, casi no salgo. Y al final todavía no he conseguido hacer una foto, pero ya llevo 23 minutos gastados.

Luego está la opción B, ¿por favor me haces una foto mientras vengo corriendo de por alli?, muchas gracias, voy a colocarme ¿eh?. Según te vas alejando de repente te giras, y llega el momento de tensión. ¡Eh! Chorizo, donde vas ¡deja el móvil!. Y te toca el momento de correr pero no para posar, si no para pillar al amable individuo que te iba a hacer la foto, y ahora quiere conseguir un nuevo teléfono a tu costa.

Luego tenemos el vídeo, esto si que es un gran handicap que tengo. Eso de grabarme mientras corro, imposible, mira que veo a gente consiguiéndolo, pero yo soy incapaz. Bueno capaz soy, pero el resultado no es tan glamouroso como el de otros usuarios. En mi caso si no acabo con los huesos por el suelo, es ya todo un éxito. Correr, agarrar un palo, grabar imágenes, llevar un buen ritmo de carrera, y a la vez mirar el suelo para no caer. Imposible

19 de noviembrePor último el compartir el resultado de los entrenamientos, si, soy me he dado cuenta que soy más lento que una tortuga, no me avergüenza reconocerlo, no pillo a nadie. Yo creía que iba a un buen ritmo, era un corredor normal. Pero no, era un sueño, he ido viendo como en las redes el que no corre a menos de 5 minutos el kilómetro no es nadie, pero no digo 100 mts, digo 20, 30 0 40 kilómetros. Veo una gran mayoría de ritmos envidiables. Ami me ha costado, pero al final lo he conseguido. Un cursito de Photoshop, y ya puedo compartir mis fotos de mis entrenamientos con unos tiempos que no tienen  nada que envidiar a nadie.

Querido diario, ya acaba este 19 de noviembre, pero espero volver mucho antes, y contarte alguna otra cosa que me pase por el mundo de las carreras.

 

 

mye (328 Posts)


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.