Rodeando Navacerrada pueblo

Navacerrada pueblo

Esta ruta circular, no tiene ninguna complicación, es casi un paseo. Es una ruta por el área de Navacerrada pueblo, sin subir grandes desniveles. Perfecta para empezar la pretemporada, kilómetros sin grandes esfuerzos.

Aunque he dicho sin grandes esfuerzos, pero la salida es quizás uno de los momentos con más desnivel. Salimos en la Serranía de la Paloma. Y cogemos el cortafuegos, que nos llevará durante casi 1,4 km de continua subida hacia el Cerro del Castillo. Aunque no llegaremos a coronarlo, ya que antes nos desviaremos para bajar hacia el Reajo del Roble.

Es una subida donde podemos disfrutar de bonitas vistas de la Pedriza. Así como del embalse de Navacerrada. A continuación tenemos una bajada por terreno técnico, que luego se suaviza, y se convierte en sendero, y un rato de carretera. Será 1,5 km de descanso, a partir de los cuales nos dirigiremos hacia la Dehesa de la Golondrina.

Aquí será nuestra subida más larga, durante casi 3,5 km, en los que iremos ascendiendo con algunos zonas para poder descansar y llanear. Pasaremos al lado de la ermita de San Antonio, en la subida hacia el Cerro de los Agregados. Donde tendremos una pequeña bajada antes de seguir subiendo.

Al llegar a la Fuente de los Rasos nos metemos por el monte, para iniciar la subida hacia el Cerro de la Golondrina. Que nos va a regalar una vista de los Montes del Escorial y la Pedriza del Manzanares, con el embalse de Navacerrada de acompañante. Cuenta la leyenda que toma su nombre, de una golondrina que transportó una espina de la corona de Jesús desde el monte Calvario hasta aquí.

Navacerrada pueblo

También recordamos los versos que le dedicó Luis Rosales, poeta y ensayista de la Generación del 36, a este cerro.

Para volverte a ver sólo es preciso 
que el lucero del alba empiece el vuelo
sobre La Golondrina
y en el cielo haya un lento deshielo circunciso.
Y con ese peso en el alma, uno regresa en silencio.

Una vez alcanzada la cumbre, bajamos por la zona de El Colladillo 1km hacia la M-614. Es una zona bastante fácil de correr. Cruzamos la carretera, para inmediatamente cruzar también la M-601, para empezar a subir hacia el mirador de Antón Real. Y luego lanzarnos por la bajada hacia el embalse del Chiquillo. Bajada que en caso de haber llovido suele estar bastante embarrada y puede resultar peligrosa.

El embalse del Chiquillo en esta época el año siempre nos regala unas bonitas vistas otoñales.

Pasado el embalse del Chiquillo, seguimos por al lado del Pinar del Canto Gordo hacia la carretera de la Barranca. Por la que tendremos que seguir un rato sin llegar a la Barranca. Pasada el antiguo centro de interpretación, torceremos a la derecha por el prado. Con una hermosa vista de la Maliciosa. Nos dirigimos hacia el camino que sube paralelo al Río Navacerrada hacia la Barranca, solo que nosotros esta vez bajaremos.

Descenderemos hacia el pueblo de Navacerrada por el Camino del Río, cruzamos la carretera esta vez la M-607 ya dentro del pueblo, bajaremos hacia el embalse de Navacerrada por el Paseo de la Llonguera. Bordearemos el embalse, ya todo llaneando, para dirigirnos hacia el final de nuestra ruta tras 17 km y 530 m de desnivel.

[sgpx gpx=”/wp-content/uploads/gpx/navacerrada_Pueblo.gpx”]

Avatar mye (331 Posts)


Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.